El Boletín Oficial digital tendrá la misma validez que la versión papel